La pérdida de apetito es los ancianos es denominada hiporexia y puede ser provocada por diversas causas. Este síntoma afecta a más de 8 millones de personas en España y a veces puede indicar problemas graves de salud. Los cuidadores de personas mayores en Barcelona son conscientes de este problema y por ello saben cómo motivar el apetito de los ancianos y cómo tratarlos. Si quieres conocer mejor los síntomas, cómo prevenirlos y cómo pueden ayudarte los profesionales de cuidado de personas mayores en Barcelona, echa un vistazo a este post.

 

Qué es la hiporexia o pérdida de apetito en nuestros mayores

La hiporexia es la disminución del apetito en las personas mayores. Los ancianos normalmente comen menos porque su actividad física es menor. Además, su estómago comienza a pedir menos cantidad de comida, aunque hay personas que comen menos porque perciben los sabores y olores de forma distinta. Otro de los factores asociados a la hiporexia es el estado de ánimo. Muchas personas mayores han perdido a algún familiar querido o se encuentran solos en una residencia o un hospital. Esto influye en su estado de ánimo el cual se ve reflejado en la disminución del apetito. Las cuidadoras a domicilio en Barcelona es una solución para que tu familiar no se sienta solo en casa. Hablamos de profesionales que están capacitados para administrarle la medicación que necesiten y comprobar la evolución de su estado de salud. Asimismo, tenemos que indicar que cuidar ancianos no se simplifica en estas tareas ya que esta labor conlleva muchas otras como el aportarle conversación, ayudarle en las tareas cotidianas o jugar a juegos de mesa que fomenten la memoria.

Aunque tenemos la idea de que una persona mayor come menos, hay que estar alerta ante señales como la pérdida de peso no intencionada. No es conveniente que nuestro familiar pierda peso si no lo requiere ya que estaría comiendo menos de sus necesidades. Otra señal de que algo ocurre es que ese plato que tanto le gustaba a tu familiar se queda sin tocar en la mesa.

Consecuencias de la pérdida de apetito

Algunos síntomas asociados a la pérdida de apetito es el cansancio y la disminución del peso. Esto puede conllevar a la debilidad muscular y, por tanto, al aumento de sufrir caídas y fracturas y a la mayor propensión a tener infecciones. Por otra parte, son numerosas las enfermedades que pueden aparecer con la pérdida de apetito:

  • Cáncer de páncreas, colon, estómago u ovarios
  • Insuficiencia renal crónica
  • EPOC
  • Demencia
  • Insuficiencia cardíaca
  • Hepatitis
  • Enfermedad hepática crónica

 

Cómo detectar la pérdida de apetito en las personas mayores

El primer paso para que la hiporexia no conlleve un mal mayor, es detectarla. Cuando observes que tu familiar empieza a comer menos, anota lo que come cada día. De esta forma podrás hacer un balance mensual para comprobar si se trata de una pérdida de apetito gradual o es solo puntual. En cualquier caso, si no estás seguro de si es normal o si la pérdida de apetito se está convirtiendo en un problema, lo adecuado es acudir a un médico para determinar la gravedad de problema.

 

Consejos para combatir la pérdida de apetito en los ancianos

Si has detectado que tu familiar tiene pérdida de apetito debes informar a la persona que se dedica al cuidado de personas mayores en Barcelona. Entre los dos podéis confeccionar un menú más nutritivo para que, aunque coma menos, siga teniendo una dieta equilibrada. Las verduras y hortalizas son una pieza muy importante al igual que la carne y las legumbres. De esta forma con el mismo volumen de comida daremos más energía y proteínas. También es aconsejable hacer cinco o seis comidas al día con poca cantidad.

Seducir el petito también funciona para que los abuelos dejen sus platos vacíos. Intenta cocinar los platos que más le gustan y, si se encuentra hospitalizado, siempre puedes llevarle comida de casa. Por otro lado, la receta más importante es la paciencia. El cuidado de personas mayores por horas es un servicio que conoce muy bien esta virtud. Estos profesionales te mostrarán cómo tratar a tu familiar con paciencia para que consigas persuadirlo para que coma.

Del mismo modo, es recomendable que coma acompañado. Como hemos indicado, uno de los factores que pueden contribuir a la hiporexia es el estado anímico. Para que se sienta más animado y acompañado el comer con otra persona que le aporte conversación es muy importante. Los profesionales que se dedican a cuidar ancianos en Barcelona acompañarán a tu familiar no solo a la hora de la comida, sino a lo largo del día para que mejore su estado de ánimo. Con una dieta nutritiva, con platos que le gusten y conversación, seguro que mejorará su apetito.

Por último, otro consejo vital es prestar mucha atención a tu familiar para detectar y prevenir cualquier efecto provocado por la hiporexia.  Si lo consideras necesario, acude a tu médico para comprobar que todo marcha bien. Este trabajo requiere una dedicación constante que no siempre se puede aportar por falta de tiempo u otras obligaciones. Optar por una ayuda profesional contactando a empresas de cuidado de personas mayores en Barcelona como Grup Ms es una buena solución para controlar la pérdida del apetito y garantizar una vejez activa y saludable. Consulta nuestros precios entrando en nuestra web o llamando por teléfono al 93 414 00 26 en horario de lunes a jueves de 9:00 a 20:00 horas y los viernes de 9:00 a 18:00 horas. Te informaremos sin compromiso de nuestro servicio de asistencia a domicilio para personas mayores y de los pasos que debes seguir.

 

Si quieres documentarte acerca de la pérdida de apetito a la hora de cuidar ancianos, en 20minutos.es encontrarás más información para conocerla más de fondo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies